/ Víctor Alemán

Un columpio es sinónimo de volar. De disfrutar de
los primeros rayos del alba, de la brisa otoñal o de
la luz del atardecer mecidos suavemente. Ligero y
ultrafresco gracias a sus materiales naturales, el
columpio Lucía es una invitación a perderse en la
belleza. Detalles con personalidad que elevan el tono
de la terraza o jardín aportando su diferencia.

/ Víctor Alemán

Un columpio es sinónimo de volar. De disfrutar de los primeros rayos del alba, de la brisa otoñal o de la luz del atardecer mecidos suavemente. Ligero y ultrafresco gracias a sus materiales naturales, el columpio Lucía es una invitación a perderse en la belleza. Detalles con personalidad que elevan el tono de la terraza o jardín aportando su diferencia.